viernes, 20 de abril de 2012

QUE ES:..."LA OLIGARQUIA FINANCIERA, PARTIDO UNICO"

PARTIDO UNICO, LA OLIGARQUIA FINANCIERA
                   

“Conforme la riqueza se concentra, un segmento hiper-organizado de la clase adinerada utiliza su riqueza, privilegios y su poder para cambiar las reglas de la economía y concentrar aún más la riqueza y el privilegio.” Chuck Collins

 

La clase dominante, crea el Partido Único donde sus distintas facciones, sectores que realmente luchan entre sí por el reparto de la torta, formalmente distintos. ocultan un mismo contenido; defender los mismos egoístas intereses de clase frente a la muchedumbre que explotan y desprecian.

                                                                                                             Foto Internet


Todas las primeras constituciones liberales, en todos los países, sólo dieron el voto a los propietarios.

Duras luchas tuvo que llevar a cabo el proletariado, en todos los países, para consagrar el sufragio universal, para los hombres en primera instancia, recién años después para las mujeres.

Mucho mas costó poder constituirse en partido independiente de los poderosos de esta tierra.

Más aún aspirar a dirigir los destinos de una nación. Y todavía, en el gobierno, poder derrotar la subversión y el terrorismo del poder económico, instalado desde siempre, hizo pensar a sus detentores -igual que a la vieja nobleza- como predestinados a gobernar al resto de los mortales. Quienes no podrán ni sabrán hacerlo por sí mismos.

Ya Engels había señalado las enormes posibilidades que el sufragio universal brindaba para difundir las ideas democráticas y socialistas entre las más amplias masas.

Pero la dificultad que ha presentado siempre, es esa pretensión de la burguesía, cada vez más una reducida oligarquía, de creerse los “eternos” representantes de las masas ignorantes.

Los magnates del dinero, dueños del conocimiento, de las ideas, determinan que las leyes que rigen el mundo son las del mercado. Los dueños de la información y de la tecnología, manipuladores de la comunicación en todas sus formas y propietarios de los medios que la difunden para “los ignorantes”. Todo ello usado, desarrollado y ordenado con el único fin de conservar su dominio y los privilegios que conlleva.

Esto es el Partido UNICO, organizado, centralizado, vertical, con mando único desde los principales grupos económicos del mundo, que desarrolla su estrategia universal, en total impunidad.

No son los “comunistas” que usan la democracia para imponer su dictadura, con inconfesados fines.

La historia demuestra, que las oligarquías nacionales junto a ese “gran mando universal”, han utilizado con mucha astucia los afanes y la permanente lucha democrática de los pueblos. Y en cada momento que se ampliaron los márgenes de participación popular, desarrollar respuestas que les permitían mantener su dominio económico, político e ideológico.

Foto Internet

Así, lucharon hasta el fin contra el sufragio universal, que fortalecía a los sectores populares. 

Cuando finalmente se impuso, matizaron sus formas de dominio, bestialmente represivas ante cualquier intento de protesta. Ahora, gracias a su inmensa riqueza que crece más y más, suman la compra de los más débiles, de algunos lideres -los mas débiles dentro de los fuertes-, a los intelectuales – los más cultos dentro de los incultos- y a cualquiera que destaque dentro de la muchedumbre.

Cuando eso no fue suficiente, porque no se puede comprar a todos, porque surgen las grandes reservas del ser humano y existen los que son capaces de darlo todo, por un poco de justicia, trataron de convencer, ganar para sus ideas al conjunto de la población.

Cuentan cada vez con más elementos brindados por la ciencia, la técnica, los grandes avances.

Dentro de esos avances, las tecnologías de la información, dominadas monopólicamente por los dueños del dinero, son un arma fundamental para ganar la mente de grandes masas desposeídas, a través de medios de comunicación también monopolizados.

Esos mismos avances, que permiten, permitirían, vivir a miles de millones de hombres con menos horas de trabajo diario -decentemente- hacen que se multiplique la riqueza de unos pocos -muy pocos- en detrimento de aquellos, que quedan fuera sus mercados, fuera de la vida, en la exclusión social y el hambre.

Los millones de excluidos, sin conocimientos, sin información, sin trabajo son presa fácil de la manipulación de esa gran oligarquía, que dice ayudarles cuando en realidad los explota, gracias al sistema, que permite tanta acumulación de riqueza, como acumula pobreza.
Hoy decenas de millones de seres humanos mueren de hambre en el cuerno de Africa, mientras se suceden los discursos. Gente a la cual ha sido robada su vida y no tiene posibilidades de sobrevivir con su trabajo.

¿Por qué?


Porque hay un Partido, que dirige y favorece a esa pequeña minoría que detenta el poder. Y lo usa para perpetuar sus mezquinos intereses y privilegios.


                                                                                                                          Foto Internet

Republicano, demócrata, laborista, nacional, colorado, cívico, socialdemócrata, incluso socialista, no importa el nombre. Todo aparece muy pluralista, pero en la medida que representan los mismos intereses, en contra de las masas asalariadas, de los más pobre e incluso de los pequeños propietarios y productores de la ciudad y del campo, en esa medida, son el Partido Único de la comunidad económica dominante a nivel mundial, que ejerce su dominio, sin control casi, sobre el planeta.

“¿Quiénes son ellos?”


“El 1% más rico. Y quizás el 9% siguiente.

¿Quiénes somos nosotros?


Todo el resto. Lo que plantea una interesante cuestión. ¿Cómo se las ha arreglado una pequeña fracción de la población –que es diversa en muchos sentidos- para que sus estrechos intereses económicos dominen a los intereses económicos de la mayoría? Y, al hacerlo, ponen en peligro el bienestar económico de nuestra nación y llevan al sistema financiero mundial al borde del colapso. 

Ellos tienen dinero. Nosotros tenemos votos.

En teoría, esto significa que nosotros deberíamos tener el gobierno. En teoría, el gobierno debería ser un contrapeso contra los excesos del dinero, adoptar un punto de vista amplio para el bien de la nación y velar por la mayoría. Ni que decir tiene, por los pobres y maltratados.

Lo que tenemos actualmente es un partido político que es sin lugar a dudas el partido del dinero y otro partido que se vende totalmente al dinero.” (Crece la desigualdad: ¿Cómo es posible que el 1% más rico nos gane al 99% restante en esta guerra de clases brutal? Larry Beinhart · 28/01/11 )

“En el 2010, una prueba fundamental de moral para una política pública es: ¿se concentra aún más la riqueza y el poder en las manos de un puñado? ¿O se dispersa la riqueza y el poder concentrado, y refuerza las posibilidades para una sociedad democrática con mayor igualdad, mejor salud y bienestar, prosperidad compartida y sustentabilidad ecológica?

¿Nos mueve hacia la plutocracia o hacia paz y prosperidad?”


Louis Brandeis, Juez de la Suprema Corte dijo:"Podemos tener democracia o riqueza concentrada, pero no podemos tener ambas."

“Durante la última generación, este 1%, con algunas excepciones admirables, ha utilizado su considerable riqueza y fuerza para apoyar cambios a la política pública que concentra aún más la riqueza.

Ahora nos encontramos en lo que yo podría caracterizar como una "Espiral Letal Hacia la Plutocracia." Conforme la riqueza se concentra, un segmento hiper-organizado de la clase adinerada utiliza su riqueza, privilegios y su poder para cambiar las reglas de la economía y concentrar aún más la riqueza y el privilegio.

La progresión lógica de estas políticas es una sociedad gobernada por la riqueza, una versión moderna y de alta tecnología de la Era Dorada de 1900.“ (Democracia y riqueza: no se puede tener ambas Chuck Collins. 25/12/10 )


FECHA:7/09/2011

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada